Mostrar menú

¿Quieres recibir mis artículos en tu correo?
Suscríbete aquí:

Recordando el primer trimestre. Vídeo.
13 Sep 2016

Recordando el primer trimestre. Vídeo.

En el vídeo de hoy recuerdo mi experiencia del primer trimestre con sus molestias, primeras dudas, preocupaciones... y comparto contigo reflexiones para afrontarlas mejor.

¿Cuándo es el mejor momento para contarlo?
No rindo en el trabajo lo mismo que antes: ¿qué hago?
¿Estará bien el bebé? ¿Afectará a mi relación de pareja?...
¿A quién pido ayuda?

Vive un embarazo feliz, consciente y libre de cargas innecesarias :)

Si te ha gustado este vídeo tal vez te puedan interesar alguno de estos artículos:

 

Otros artículos que te podrían interesar:

El embarazo y sus cambios.Vídeo presentación.
07 Sep 2016

El embarazo y sus cambios.Vídeo presentación.

Esta semana comenzamos con una serie de vídeos sobre el embarazo.

Un espacio creado para que podamos compartir nuestras emociones, dudas, preocupaciones…

Para que cuidemos de nuestro bienestar emocional y podamos disfrutar de nuestro embarazo y vivirlo de una manera más consciente y plena.

¡Comenzamos!

Feliz embarazo ;)

 

Si te ha gustado este vídeo tal vez te puedan interesar alguno de estos artículos:

 

 

La etiquetadora.
07 Sep 2016

La etiquetadora.

Roberto ya estaba disfrutando de sus vacaciones. 
Días antes, en la agencia de viajes le había enseñado fotos de una hermosa ciudad al otro extremo del continente con playas increíbles y buen clima, pero también le habían advertido que sus habitantes eran algo peculiares y que pocas personas decidían ir allí a pasar sus días de descanso a pesar del encanto del país. 
No obstante, Roberto decidió que quería ir.  

Al bajar del avión un hombre, con una acreditación al cuello que ponía “información”, le indicó que tenía que recoger su etiqueta de identificación. Sin saber muy bien a que se refería se dirigió a por ella.

Al entrar en aquella habitación observó algo muy curioso. Todos los muebles, ordenadores y demás utensilios tenían una etiqueta con la función que desempeñaban. Incluida una señora en cuya chapa se podría leer claramente la palabra “etiquetadora”. La mujer se detuvo unos segundos mirando la solapa de su chaqueta, después le miró a los ojos y de nuevo volvió extrañada la mirada a su chaqueta. 

—Tendremos que poner remedio, cuanto antes, a su falta de identificación.
—No comprendo. Mis papeles están en regla y he venido a pasar unos días de vacaciones. Mire, puede comprobarlo usted misma. 

Roberto le tendió los papeles, pero la señora los rechazó con un gesto de indiferencia.

—¿A qué se dedican sus padres? 

—Mi padre era cartero y mi madre enfermera.

La “etiquetadora” sin nombre comenzó a escribir en su ordenador.

Después de una serie de preguntas, la etiquetadora estuvo durante un tiempo pensando, mirando al techo. Al cabo de un rato la impresora expulsó un folio repleto de pegatinas.

—Mientras esté en nuestra ciudad deberá llevarlas puestas. 

Roberto leyó el papel: Auxiliar de enfermería. Quejica. Ordenado. Aburrido…

—Pero esto que pone aquí no es cierto. No soy auxiliar de enfermería, ni quiero serlo. Y, ¿quejica? Y todo lo que pone en el resto de las etiquetas… ¿De dónde lo ha sacado? ¿Acaso es una broma? Está todo mal. 
—Eso es imposible. La etiquetadora nunca falla. 
—Me temo que en esta ocasión sí. 
—Le repito que no falla. Su padre cartero y su madre enfermera. Está más que claro. Esas son sus características y habilidades. ¿A lo mejor el que está equivocado es usted? —y sonriendo irónicamente añadió —¿Qué es lo que tendría que poner en su etiqueta?
—Nunca llevaría una etiqueta.
—¡Qué barbaridad! Todos tenemos que llevar nuestra etiqueta ¿Es que sus padres no se lo enseñaron?
—Afortunadamente sí. Me enseñaron a creer en mí mismo y lo que es el respeto a los demás, a tomar mis propias decisiones y a superar las caídas. También que hay que tener mucho cuidado con etiquetar a los demás y a uno mismo porque hay muchas de ellas que nos limitan, nos hacen sentir inseguros y nos condicionan en la vida. ¿Acaso usted sólo es una etiquetadora?

La señora guardó silencio durante un rato. Tomó asiento con expresión cansada, dobló por la mitad la hoja que tenía en su mano.

—Tengo que ponerle una etiqueta. Es lo que me dijeron que tenía que hacer y es lo que he hecho toda mi vida— dijo con un hilo de voz.
—Entiendo que es su trabajo—dijo Roberto sentándose a su lado—, pero lo lamento. No voy a llevar ninguna etiqueta y menos impuesta.

A partir de ese momento la conversación entre ellos cambió de tono y al cabo de media hora Roberto salió del despacho sin ninguna etiqueta, dispuesto a disfrutar de unas curiosas vacaciones. 

Después, la señora cerró la oficina, con llave. 
No llevaba la etiqueta identificativa que le había acompañado toda su vida, pero sí una maleta y una sonrisa.

 

¿Qué opinión tienes sobre etiquetar a las personas? 
¿Has sentido que alguna de las etiquetas que te han puesto te ha condicionado?

 

 

Taller: El estrés, el enemigo del emprendedor y su salud.
06 Sep 2016

Taller: El estrés, el enemigo del emprendedor y su salud.

Cuando comenzamos como emprendedores nos sentimos felices ante la posibilidad de poner en marcha nuestra idea, ese sueño que hasta ahora solo hemos tenido en nuestra cabeza. Tenemos muchas ganas de emprender y nos sentimos eufóricos, pero al comenzar con la puesta en práctica de nuestro proyecto y sobre todo al enfrentarnos con la realidad surgen otras emociones, en muchas ocasiones negativas, que nos generan estrés, provocando alteraciones en nuestro funcionamiento fisiológico y mental.

Dicho de otra forma, este exceso de estrés afecta al bienestar personal, el rendimiento y la salud de la persona emprendedora.


Conocer que situaciones nos generan estrés, ser consciente de que es parte del proceso y sobre todo aprender algunos recursos para gestionarlo, ayudarán al emprendedor a gestionar mejor sus emociones mientras trabaja para conseguir sus objetivos.

Contenidos:

  • Cómo se genera el estrés y la ansiedad.
  • Consecuencias del estrés (emociones y rendimiento).
  • Situaciones potencialmente estresantes cuando estás emprendiendo.
  • Gestión del estrés:
  • Recordando los pilares básicos.
  • Afrontamiento y estrategias.
  • Reinterpretación de las situaciones.
  • Pensamientos distorsionados. Creencias limitantes.
  • Motivación y autoconfianza.

 

Metodología

Base teórica y participativa con actividades de trabajo individual (haciendo especial hincapié en la parte de reorientación de los pensamientos distorsionados).

Destinatarios

Aunque está dirigido principalmente a emprendedores, pueden participar en la actividad aquellas personas que se encuentran con situaciones frecuentes de estrés: desempleados, estudiantes, trabajadores por cuenta ajena

Horario: 10 a 13 h

Lugar: Zaragoza Activa Las Armas (C/ Las armas, 72)

Inscripciones gratuitas:
http://www.zaragoza.es/zac/events/35159
Para inscribirte debes ser miembro de la Red ZAC

¿Qué es el coaching? Charla.
05 Sep 2016

¿Qué es el coaching? Charla.

No os puedo mentir: he pasado un fin de semana maravilloso en Alhama de Aragón, aprovechando cada minuto en inmejorable compañía.

He disfrutado enormemente con la charla sobre coaching y con las personas que tuvieron la amabilidad de acercarse hasta allí (habitantes de Alhama de Aragón, turistas que estaban disfrutando del fin de semana en los balnearios, sorpresas más que inesperadas desde Zaragoza que me hicieron más feliz si es posible…) 

A todos ellos, a la organización y a la jovencísima fotógrafa un millón de gracias (Ayuntamiento de Alhama, Alhama Cultural y Susana Aperte).

La charla tuvo lugar en una Casa Palacio preciosa (os recomiendo su visita) con una exposición permanente sobre José Luis Sampedro (lujazo total).

Estuvimos hablamos sobre Coaching (y Psicología del Coaching). Despejando dudas sobre lo qué es y lo qué no es, en qué consiste para quién es, en qué ocasiones está recomendado, beneficios... 

Si no pudiste venir y te gustaría saber un poco más sobre el coaching te dejo una entrada del blog dónde te lo explicaba.

 

Sí, estás embarazada.
31 Ago 2016

Sí, estás embarazada.

Aparece una carita sonriente, dos rayitas o simplemente la palabra "embarazada" y miras el test de embarazo una, dos, tres veces… 
Incredulidad, alegría, nervios, un “ay, ay, ay” o un “madre mía”… 
Dependiendo de tu situación algunas emociones son más intensas que otras.

Te tomas tu tiempo para salir del baño, no te lo acabas de creer, y aunque sea lo más natural del mundo (eso te ha dicho todo el mundo ¿no?) y lo veas como algo normal entre tus amigas, hermanas… para ti es tu primera vez. La primera vez de muchas cosas y sobre todo la primera vez de nuevas sensaciones y emociones. 

Ahora toca compartir la noticia con tu pareja. Estás expectante ante su reacción y tu pareja también se queda mirando “el palito” como diciendo “¿de verdad?”.  Y lo mira y te mira a ti una, dos, tres veces… y de nuevo compartís ese manojo enredado de emociones: alegría, confusión, incertidumbre… porque repito es vuestra primera vez.

Primera vez embarazados.
Pides hora en el médico de cabecera o directamente con tu ginecólog@ o tocólog@, pero la cita tardará unos días. 

Y puede que en muy poco tiempo comiences con algún mareo, nauseas… y te encuentres fatal. También puede que quede inaugurado el periodo de sentirse vulnerable, con las emociones a flor de piel. Y el cansancio y el sueño, no ayudan a ver las cosas con claridad. 

Y a esto se suman las dudas más normales porque esta es la primera vez que estáis embarazados: medicación, alimentación, deporte, sanidad pública o privada, sexo, lo contamos ya o mejor nos esperamos... 

Comienzan los análisis, las ecografías… y cada vez que esperas los resultados te preguntas (no sin cierto temor) “¿estará todo bien?”. Y este proceso se repite con cada una de las pruebas. 

Claro, que no todas las personas reaccionamos igual ni gestionamos de la misma manera nuestras emociones. Como ya he dicho en más de una ocasión y lo repetiré las veces que haga falta, cada embarazo es distinto y cada mujer lo vive de una manera única e irrepetible.

Emociones.
Y todas estas preocupaciones ¿me ayudan a mí o a mi pareja? ¿Y al bebé?
Todas las emociones son importantes y aceptarlas nos ayudará a gestionarlas mejor.
Compártelas con tu pareja, con tus amigos, con alguien que te pueda ayudar. No las reprimas. Son parte del proceso.
 

Personalmente algo que eché en falta sobre todo en los primeros meses del embarazo en los que los profesionales cuidan del bienestar físico de tu bebé y de tu salud, es que no se tenga en cuenta tu bienestar emocional. Es un periodo en el que todavía no has entrado en contacto con tu matrona y la pareja se siente un poco sola con todos los cambios físicos, hormonales y de humor. 

Hay mujeres que se encuentran genial durante el primer trimestre, pero otras (grupo en el que me incluyo) sucumbimos ante el poder de Morfeo, las náuseas o vómitos, te cuesta cumplir con las exigencias del día a día (personales y laborales)…

Pero es que nadie sabe que estás embarazada (tal vez hayáis decidido no contarlo de momento) por lo que es complicado explicar que te sientes un poco floja cuando lo que realmente quieres es tumbarte en el sofá y no levantarte, en lugar de salir a cenar y llegar tarde a casa. Solo deseas volver a sentirte bien y continuar con lo que venías haciendo hasta ese momento, y tomas conciencia de que esto solo es el principio de otros muchos cambios.  

¿Me encontraré así de mal los 9 meses? ¿Podré soportarlo? Dudas, miedos, confusión…

Estabilidad.
Afortunadamente en la mayoría de los casos este malestar físico desaparece con la llegada del segundo trimestre y por fin podemos disfrutar de otra manera nuestro embarazo. 

Todo se ve de otra manera cuando descansas por la noche (y por el día) y desaparecen las náuseas (claro que puede haber otras muchas cosas que no se cuentan, vaya usted a saber por qué si todo es tan natural: varices, estreñimiento, reflujo, inflamación de encías…), pero ves tu tripita crecer, sientes a tu bebé moverse, compartes tiempo con tu pareja de otra forma, con tu familia…

Mientras, las dudas o preocupaciones también evolucionan.
¿Habrá que hacer cambios en casa? ¿Qué necesitará el bebé?  ¿Cómo organizamos la baja? ¿Dónde tenemos que informarnos? ¿Y las visitas? ¿Sabré lo que le pasa cuando llore?...
Otras preocupaciones relacionadas con la economía del hogar, nuestra propia imagen etc.  Y los meses pasan y las dudas continúan: sobre el parto, el postparto, etc. 

Menos mal que en los últimos meses nos resuelven muchas de estas dudas en las clases de preparación al parto (eso si has conseguido esperar hasta entonces sin leerte todos los libros que hay en el mercado o blogs de Internet).

¿Qué opinas de todo esto? ¿Se parece a tu realidad?
¿Alguna de las cosas que te he contado te resultan familiares?

Cuídate. Cuídate. Cuídate. 
-Insisto en la importancia de que aceptes lo que sientes en cada momento y lo interpretes como parte de tu embarazo. 

-Rodéate de personas que te cuiden y que te mimen. Que te comprendan.

-Resuelve tus dudas y compártelas con tu pareja. Os dará tranquilidad. 

-Valora las emociones dese un punto de vita positivo. Es totalmente normal.

-Si estáis haciendo planes, tened una mente flexible. Tal vez las cosas no salgan exactamente como las habíais pensado. ¿Acaso podemos controlarlo todo?

-Si ves que no puedes con ello, pide ayudaPor ti y por tu bebé.

-Y sobre todo, disfrutad mucho de vuestro embarazo.

Un abrazo 
Laura

Puedes compartir con tod@s tu experiencia aquí. Nos servirá de ayuda ;)


Si te ha gustado esta entrada tal vez te puedan interesar alguna de las siguientes:

Permite que me presente...

Hola, soy Laura Bona y mi principal interés eres tú. Sí, tú. Trabajo para que desarrolles tu potencial, aumente tu rendimiento, tomes conciencia, confíes en ti mismo, ganes en claridad, compromiso y responsabilidad y finalmente pases a la acción. Para eso estudié Psicología del Coaching y durante años he ofrecido mi experiencia en todos los ámbitos posibles: cultural, educativo, profesional y personal. Así que ahora, seas como seas y sea cuál sea lo que crees que te limita, podré serte de ayuda.
¡Claro que sí! ¡Vamos a intentarlo!

¿Quieres saber más sobre mí? ¿Estás preparado para pasar a la acción?
RESERVA AQUÍ tu primera sesión.

Nada cambia si tú no cambias nada.
Ahora es tu turno...

Si estás interesado en descubrir los recursos más efectivos para superar bloqueos y creencias limitantes, gestionar tus emociones y conseguir tus objetivos, solo depende de ti. Puedes reservar tu sesión informativa escribiendo a info@laurabona.es o rellenando el formulario.

Al enviar usted está aceptando nuestra política de privacidad.

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios, recoger información estadística y personalizar publicidad. Puede obtener más información sobre las cookies, o bien conocer cómo cambiar la configuración en nuestra Entendido Política de Cookies.